viernes, 1 de abril de 2011

Las relaciones humanas en nuestra vida diaria…


Relaciones humanas es el nombre dado al conjunto de interacciones que se da entre los individuos de una sociedad, la cual posee grados de órdenes jerárquicos…" "Ésta se realiza gracias a la comunicación, que puede ser de diversos tipos: oral, visual o de imágenes, afectiva, señas; y otros lenguajes creados a partir del desarrollo de las sociedades complejas, como el lenguaje económico, científico, político y por medio de la red informática mundial, llamada Internet (salas de chat y las redes sociales, como Facebook)…” Enciclopedia Wikipedia.

“Las relaciones humanas son básicas para el desarrollo intelectual e individual de los seres humanos, pues gracias a ella se constituyen las sociedades tanto pequeñas (simples, como las aldeas) como grandes (complejas, como las megalópolis).”

Cada ser humano desarrolla su propia personalidad, como ser individual; pero, también necesita desarrollarse como miembro importante de una sociedad, pueblo o ciudad. Más concretamente, los semejantes tienen que formar parte de una colectividad humana, que puede ser la familia, escuela, área de trabajo, club deportivo o social, gremios profesionales, sindicatos de trabajadores, etc.

Si no logra adaptarse o convivir armónicamente con las demás personas, entonces, se origina una serie de problemas que afectan a todos, incluyendo, su individualidad. Muchos desajustes emocionales del ser humano, tiene que ver con la forma como se relaciona con los demás.

"En la familia, en la escuela y en las empresas se observan conflictos que nacen de las malas relaciones humanas".

En primer lugar, se debe entender claramente que todos los semejantes son diferentes, en el aspecto físico, cultural, social, intelectual; por lo tanto, tenemos que respetar las diferencias individuales. No se debe tratar mal a una persona, porque piensa o actúa diferente a nosotros, o porque no la podemos convencer para que haga lo que nosotros queremos…

Por otro lado, las relaciones humanas deben estar guiadas por una serie de reglas necesarias, para la mejor convivencia humana; tales como, los principios morales y cristianos, reglas de urbanidad; códigos de ética y reglamentos internos -en el caso de las áreas de trabajo- y cualesquiera otras normas que ayuden a mantener la armonía entre seres humanos…

Jamás debemos perder de vista, por más esfuerzo que hagamos para que esto no ocurra, el hecho de que siempre tendremos conflictos con las demás personas en cualquier ámbito, donde se desarrollen las relaciones humanas; ya sea en el hogar, la escuela, en el trabajo, o en sitios tan ocasionales y diferentes, como una farmacia, un supermercado, un parque o simplemente, caminando por la calle…

Lo importante frente a las diferencias humanas, que son parte inalienable de la vida del ser humano, es conservar la calma o el autocontrol emocional y utilizar las herramientas más poderosas para resolver éstos problemas: “el diálogo y el buen razonamiento”.






Autor:

Eric Aragón

14/05/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada