miércoles, 7 de octubre de 2009

¡ Cómo conquistar el mundo...!


El título de este mensaje lo hemos sacado de la famosa serie de televisión: Pinky and the Brain (Pinky y Cerebro). Los protagonistas de esta cómica son dos ratones albinos alterados genéticamente, que viven en los laboratorios Acme.

En cada episodio Cerebro idea un plan para poder conquistar al mundo junto a Pinky. Cerebro Es un ratón de gran inteligencia y deseos de conquistar el mundo. Su cola en forma de zig-zag le sirve para abrir la jaula donde vive, tiene una cabeza de gran tamaño debido a su cerebro.

Pinky es otro ratón alterado genéticamente, aunque menos inteligente que Cerebro. Pinky dice palabras sin sentido como narf, zort, poit, y troz. Aunque la mayoría de las veces es insultado por Cerebro, disfruta pasar tiempo con él.

¿Que nos llama la atención de Pinky y Cerebro...? La motivación de ambos, sobre todo, la de Cerebro. A pesar de que todo lo que hace por conquistar el mundo, termina en un gran fracaso; él no se da por vencido... Y cuántas veces le salga todo mal, él hace un nuevo plan para conquistar el mundo...

El mensaje de la tira cómica es: NUNCA DARSE POR VENCIDO...!

No cabe la menor duda que se necesita diariamente un factor clave en todo esto: la MOTIVACIÓN.¿Y qué es la motivación? Son los estímulos cerebrales que mueve a la persona a realizar determinadas acciones y persistir en ellas hasta conseguir lo propuesto...

En otras palabras la persona tiene en su mente la voluntad o el deseo inquebrantable de alcanzar el objetivo trazado ...

Por supuesto, no todo lo que queremos lo podemos alcanzar; aunque estemos fuertemente motivados.

Todo objetivo, meta o idea que se desea alcanzar; además, del ingrediente más importante que es la motivación; requiere un plan que sea acorde con la realidad y con nuestras capacidades físicas y mentales ... También, disciplina, sacrificio, esfuerzo, persistencia; además del elemento que está por encima de todos; la Fe. Es decir, la confianza en nuestro creador: el Dios de Israel, y la confianza en nosotros mismos: ...Si puedo...!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada